LA CURCUMA Y LA INFLAMACION

LA CURCUMA Y LA INFLAMACION

La cúrcuma es una especia que proviene de la planta de la cúrcuma que crece en india e indonesia y está relacionada con la familia del jengibre. Los componentes de la cúrcuma incluyen  tres curcuminoides:

  • Curcumina,
  • Demetoxicurcumina
  • Bisdemetoxicurcumina

La cúrcuma longa (cúrcuma) tiene una larga historia de uso en la medicina como tratamiento para afecciones inflamatorias. Su componente  curcumina dirige a múltiples moléculas de señalización al tiempo que demuestra actividad a nivel celular, lo que ha ayudado a respaldar sus múltiples beneficios para la salud, no solo por sus efectos antiinflmatorios sino también antioxidantes, antimutagénicos, antimicrobianas y anticancerígenas. 

La evidencia señala que las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias son los dos mecanismos principales que explican la mayoría de los efectos de la curcumina. Se ha demostrado que la curcumina mejora los marcadores sistémicos del estrés oxidativo y hay evidencia que elimina diferentes formas de radicales libres, como las especies reactivas de oxígeno y nitrógeno (ROS y RNS, respectivamente), modulando la actividad de las enzimas Glutation peroxidasa, catalasa y superoxido dismutasa (SOD) activas en la neutralización de radicales libres.

Los científicos tambien creen que la inflamación crónica de bajo nivel desempeña un papel importante en casi todas las enfermedades  crónica como (enfermedades del corazón, cáncer, síndrome metabólico, Alzheimer y varias afecciones degenerativas), y consideran que la  curcumina es fuertemente antiinflamatoria, debido a que bloquea NF-kB, una molécula que viaja a los núcleos de las células y activa los genes relacionados con la inflamación. La curcumina disminuye las citocinas y enzimas inflamatorias, incluida la ciclooxigenasa-2 (COX-2).

Estos beneficios se logran mejor cuando la curcumina se combina con agentes como la piperina (componente activo de la pimienta negra), que aumenta significativamente su absorción y  biodisponibilidad. La investigación sugiere que la curcumina puede ayudar en el manejo de afecciones oxidativas e inflamatorias, y  también puede ayudar en el manejo de la inflamación inducida por el ejercicio y el dolor muscular, mejorando así la recuperación y el rendimiento posterior en personas activas. 

Aproximadamente 500 mg de curcumina al día son una buena dosis de bienestar para mantener la inflamación alejada y promover la salud intestinal. Como especia en una cucharadita de cúrcuma fresca o molida se pueden encontrar 200 mg de curcumina.

Algunas formas de incluir cúrcuma en tu alimentación: en los smoothies, agregándola al arroz, en las sopas o cremas de verduras, en los aderezos para las ensaladas crudas, en los huevos revueltos y en forma de té, recuerda incluir la pimienta negra para mejorar su absorción.

Referencias:

  • Susan J. Hewlings y Douglas S. Kalman. Curcumin: A Review of Its’ Effects on Human Health. Foods. 2017 Oct; 6(10): 92. Online: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5664031/
  • Audrey M. Neyrinck y otros. Curcuma longa Extract Associated with White Pepper Lessens High Fat Diet-Induced Inflammation in Subcutaneous Adipose Tissue. Plos one November 19, 2013. Online: https://journals.plos.org/plosone/article?id=10.1371/journal.pone.0081252
  • 10 Proven Health Benefits of Turmeric and Curcumin. Healthline. Online: https://www.healthline.com/nutrition/top-10-evidence-based-health-benefits-of-turmeric#section9
  • Jurenka JS. Anti-inflammatory properties of curcumin, a major constituent of Curcuma longa: a review of preclinical and clinical research. Altern Med Rev. 2009 Jun;14(2):141-53. Online: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19594223
  • Arthritis foundation. Turmeric. Online: https://www.arthritis.org/living-with-arthritis/treatments/natural/supplements-herbs/guide/turmeric.php

FUENTE: Nutricionista Sandra Verastegui

All comments

Leave a Reply